martes 25 de julio del 2017

Proyección Internacional

Lunes 26 Junio de 2017

Educación y ciencia

Un neuquino creó una app antipolen para alérgicos

Un estudiante de Meteorología de Cutral Co lideró el grupo científico que creó “Pollen Alert”, con el que ganaron el Space Apps Challenge de la NASA. Con tecnología satelital se puede determinar cómo se distribuyen las partículas que provocan las molestias.

  • Share this on WhatsApp

Quienes padecen alergias se preguntarán, con cada llegada de la primavera, cómo hacer para esquivar el polen de los plátanos de sombra y mantener esas molestas partículas lejos de los ojos y la nariz. Con esto en vista, el cutralquense Franco Bellomo, estudiante de Meteorología en la Universidad de Buenos Aires (UBA) armó equipo con Octavio Gianatiempo, biólogo molecular y becario doctoral del Conicet , el periodista Carlos Augusto Frías, y Cezar Henrique Azevedo de Faveri, estudiante de Ciencias de la Computación en la UBA, y juntos elaboraron una aplicación que identifica “rutas seguras” para personas alérgicas.

Su proyecto “Pollen Alert” resultó ganador del NASA Space Apps Challenge en la categoría “Mejor uso de datos” y el equipo viajará a Cabo Cañaveral (Florida) el 3 de agosto que viene para presenciar un lanzamiento espacial.

Hay equipo

El evento se realizó el 29 y 30 de abril en la Universidad Nacional de San Martín y consistió en una hackatón de 48 horas en el que 13 equipos compitieron con propuestas para 25 desafíos planteados por la agencia espacial estadounidense.

“La conformación del equipo fue en el propio evento, no nos conocíamos ninguno de los cuatro. Octavio quería usar un conjunto de datos de árboles en calles y parques y tenía la idea de estudiarlo y encontrar cuáles son los árboles de frutas para generar una suerte de alerta y que la gente que vive en la zona pueda aprovecharlas”, contó Bellomo sobre el inicio de su equipo, al que decidieron llamar LemonPy.

El cutralquense tiene 24 años, inició su carrera en la Universidad de Río Cuarto y este año llegó a Buenos Aires para terminar sus estudios en la UBA.

“Cuando nos pusimos a investigar, nos dimos cuenta de que, más interesante que saber cuándo la fruta está lista, era estudiar cuál era el ciclo de vida del árbol y cuando está generando polen. La idea final era una aplicación en los celulares donde una persona que es alérgica indique un punto A a un punto B donde quiera ir y que la aplicación minimice la exposición al polen en el recorrido”, explicó.

SATELITE

El grupo sumó, al set de datos sobre los árboles de Buenos Aires, imágenes del satélite europeo Sentilel-2 para realizar un análisis estadístico y combinarlo a un modelo de distribución de polen utilizando condiciones meteorológicas (viento temperatura, presión y humedad) para entender cómo se dispersa en la ciudad.

“Cuando nos pusimos a investigar no sabíamos qué tanto alcance podía tener esa aplicación. Pero en el evento nos pusimos a consultar y era increíble ver cómo todos teníamos algún amigo, familiar, novia, que tenía una alergia. Ahí nos dimos cuenta del impacto social que podía tener el desarrollo de esta aplicación”, sostuvo Bellomo.

El polen visto en un microscopio

El equipo detectó que el 10% de los árboles de Buenos Aires son plátanos. El grupo demostró en el evento que una aplicación como “Pollen Alert” es posible y el trabajo ahora consiste en hacerla realidad. “Estamos mejorando los análisis y llegando a mejores resultados. La idea es lanzar la aplicación definitiva para que los usuarios alérgicos la puedan utilizar”, indicó.

Fuente Diario Río Negro

Simple Share Buttons