martes 22 de agosto del 2017

Neuquén

Lunes 9 Enero de 2017

Política y economía

Vaca Muerta: el nuevo convenio de productividad se conocerá mañana

El Gobierno nacional anunciará que llegó a un acuerdo con los sindicatos petroleros para un convenio de productividad en Vaca Muerta. Las nuevas reglas de juego permitirán una disminución de los costos para la perforación y operación en yacimientos no convencionales.

  • Share this on WhatsApp

La medida es muy esperada por las petroleras internacionales, que quieren meterse en el yacimiento neuquino, pero esgrimen que no pueden hacerlo con los convenios laborales actuales, que encarecen la actividad. En 2015, el costo de un pozo en Vaca Muerta era de US$ 14 millones, mientras que ahora orilla los US$ 10 millones.

Inversiones para Vaca Muerta

El ministro de Trabajo, Jorge Triaca, había anticipado que el convenio se firmaría en enero. El anuncio se hará el próximo martes, con el presidente Mauricio Macri a la cabeza. Será a las 9.30 de la mañana.

El gobernador de Neuquén, Omar Gutiérrez, y el dirigente sindical Guillermo Pereyra están convocados a un acto en la Casa Rosada, en el que también estará el ministro de Energía, Juan José Aranguren y otros ministros.

Miguel Gutiérrez, presidente de YPF, tuvo un rol preponderante en las negociaciones, pero también participan otras compañías, como Pan American Energy (PAE) y Total.

Aunque se espera que el anuncio sea sobre Neuquén, Triaca dijo que también hubo conversaciones por “gas en Chubut”.

El acuerdo de productividad en Vaca Muerta se iba a anunciar en Neuquén el año pasado, pero el presidente Macri lo pospuso. Luego, se lo esperaba para el día del Petróleo, que fue el 13 de diciembre. Ahora, se le fijó una fecha.

Para la semana que viene también está previsto un aumento del 8% en el precio de los combustibles. La medida, que impactará en los bolsillos, quizás forme parte del anuncio. Una de cal y una de arena.

Se viene un nuevo aumento de los combustibles

Para lograr ese convenio de productividad, el gremio petrolero acepta reducir la cantidad de trabajadores por pozo. De concretarse esta modificación, los empleados “preservarán sus fuentes laborales”, mientras que no “se afecta su situación salarial”, a la vez que puedan desarrollar otras tareas, según puntualizan en la industria.

Un aspecto “crítico” es el llamado “trabajo con viento”. El sindicato detiene sus actividades cuando considera que el viento es muy fuerte. En la renegociación se establece que esa decisión quedaría a cargo de una persona por parte de la compañía y el jefe de equipo, quienes serán responsables de esa decisión.

Los trabajadores cobran por el tiempo que les toma el traslado hasta sus trabajos. Eso procedimiento se llama “horas taxi” y las petroleras apuntan a discontinuarlo, porque lo consideran oneroso.

Fuente: Diario Clarín

Simple Share Buttons