sábado 18 de noviembre del 2017

Tierra del Fuego

miércoles 27 septiembre de 2017

Recursos

Dos nuevas áreas marinas protegidas se suman a la Argentina

Se trata de las áreas Yaganes y la ampliación de Namuncurá-Banco de Burdwood. La iniciativa está enmarcada en la Ley del Sistema Nacional de Áreas Marinas Protegidas, cuya autoridad de aplicación es Parques Nacionales, a cargo de su control y resguardo, así como del incentivo a la investigación y el manejo de las actividades ecoturísticas.

  • Share this on WhatsApp

La Jefatura de Gabinete de Ministros y el Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sustentable de la Nación en conjunto con la Administración de Parques Nacionales impulsan la conformación de dos nuevas áreas marinas protegidas a través de un proyecto de ley presentado esta semana en Buenos Aires.

Se trata de las áreas Yaganes y la ampliación de Namuncurá-Banco de Burdwood que, con su incorporación al Sistema Nacional de Áreas Marinas Protegidas, incrementarán la superficie marina costera llevándola a 155.918 km2 y constituyen el primer paso para lograr la protección del 10 % de dichas zonas.

“Con la creación y ampliación de estas nuevas áreas protegidas estamos pasando a formar parte de una gran red planetaria de más de 20.000 parques y reservas marinas. Nuestro compromiso, como centenaria institución, es proteger el mar para conservar la biodiversidad de este ecosistema, promoviendo la economía pesquera moderna y el turismo sustentable como valiosos recursos para las generaciones futuras y la ciencia”, expresó el presidente de Parques Nacionales, Eugenio Bréard.

El proyecto de ley fue elaborado por APN y la cartera de Ambiente, que conduce el rabino Sergio Bergman, en colaboración con distintos organismos públicos. El mismo propone la creación de la Reserva Nacional Marina Estricta y la Reserva Nacional Marina Namuncurá–Banco Burdwood; y la Reserva Nacional Marina Estricta, el Parque Nacional Marino y la Reserva Nacional Marina Yaganes.

Dichas áreas están ubicadas en la Zona Económica Exclusiva del Mar Argentino. Yaganes aporta el 0,23 % del esfuerzo pesquero a nivel nacional y sumará a la protección marina costera más de 69 mil km2; mientras que Burdwood representa el 0,81 % de la actividad pesquera con una superficie de más de 28 mil km2.

La flota española se sirve calamar de las aguas de Malvinas

Este compromiso de creación es el resultado de un proceso de búsqueda de consensos para una política de Estado de conservación y uso racional de los ecosistemas marinos, que incluyó un amplio diálogo intersectorial y participativo, con la realización talleres interministeriales y una Consulta Nacional de Océanos. En ese sentido se conformó una mesa de trabajo integrada por el Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sustentable, la Administración de Parques Nacionales, y los ministerios de Agroindustria; Energía y Minería; y de Relaciones Exteriores y Culto.

Esta iniciativa está enmarcada en la Ley del Sistema Nacional de Áreas Marinas Protegidas, cuya autoridad de aplicación es la Administración de Parques Nacionales, bajo la órbita de la cartera de Ambiente. El organismo está a cargo del control y resguardo de esas áreas, como también de incentivar en ellas la investigación para preservar los ecosistemas y recursos marinos y ocuparse de las actividades ecoturísticas en los sitios que así lo permitan.

Este espacio conforma la ecorregión más grande del país y representa aproximadamente un tercio del territorio nacional. En ese sentido, el Sistema Nacional de Áreas Marina Protegidas implica un salto cualitativo en términos de conservación, mediante la protección de la riqueza biológica oceánica.

Mares patagónicos. PH: Fotoplomer

El mar cumple roles en la regulación climática, en la generación de oxígeno y en la captación de energía solar. Además, desempeña un gran número de funciones para el sustento y bienestar de la sociedad, como la producción de alimentos, los ciclos de nutrientes, la regulación de gases de efecto invernadero, la depuración de sustancias contaminantes y el turismo. Su uso no sostenible y el cambio climático son un riesgo creciente que amenaza su preservación, por lo cual deviene prioritaria la adopción de medidas de conservación y utilización sostenible de la biodiversidad del océano.

Argentina suscribió a nivel internacional la meta de conservar al menos el 10 % de sus zonas costeras y marinas para el año 2020. Este objetivo se encuentra previsto en el Plan Estratégico para la Diversidad Biológica 2011-2020, así como en los Objetivos de Desarrollo Sostenible de la Agenda 2030, adoptada por la Asamblea General de las Naciones Unidas.

Fuente: Hostnews

Comentarios

Simple Share Buttons