domingo 24 de marzo del 2019

Por: Alejandro Maglione

@MaglioneSibaris

miércoles 20 septiembre de 2017

Guanacos: del problema a la solución hay un sólo paso

¿Qué hacer con los guanacos? ¿Cómo ha podido una especie nativa convertirse en una amenaza? ¿Por qué es tan difícil encarar con responsabilidad el manejo sustentable? Y las ovejas, especie introducida, ¿qué hacer? Las respuestas a estas y tantas otras preguntas con la claridad y sensatez características de nuestro sibarita preferido.

  • Share this on WhatsApp

La cuestión. La principal cuestión es que la problemática de la presencia de los guanacos en las provincias de Chubut y Santa Cruz se ha legislado desde la Capital Federal sin demasiado trabajo sobre el terreno para entender exactamente lo que está pasando.

La otra cuestión es que los guanacos se han casi extinguido en Perú, Bolivia y en algunas provincias argentinas del Noroeste en la región de la Precordillera. La sobre explotación fue la causa determinante de esta merma. La irresponsable mano del hombre volvió a hacer de las suyas ante la mirada cómplice de las autoridades.

El 90% de los guanacos del mundo está en la Patagonia

La realidad. La especie fue incluida en el listado de especies amenazadas de extinguirse por la CITES (Convención sobre el Comercio Internacional de Especies Amenazadas de Fauna y Flora Silvestres). Por los años ‘93/94 Argentina fue consultada sobre las medidas que estaba tomando para proteger el guanaco y sin preocuparse demasiado por conocer cómo era el problema, se legisló prohibiendo la caza y comercialización de estos camélidos.

El tiempo siguió corriendo y un censo del año 2000 reveló que había 400.000 de estos animales en la región cordillerana donde limitan Chubut y Santa Cruz. Una nueva cuenta en el año 2015 mostró que en Santa Cruz la población ya era de 1.500.000 de animales y en el caso de Chubut ya se podían contar 600.000, con un crecimiento sorprendente que ronda entre el 10 y el 15% anual.

Chile que estaba afectada igual que nosotros por la amenaza de sanciones por la CITES, presentó un trabajo explicando que el guanaco en ese país permitía un manejo sustentable. Terminó autorizado a hacer ese manejo comprometido. Nosotros…

Guanacos y pingüinos

Los ovejeros. Hace algún tiempo pude conversar con ovejeros avezados como Marcelino Díaz, y el presidente de la Sociedad Rural de Río Gallegos, Miguel Michael O’Byrne (cuya familia está radicada en la zona desde 1880, llegada de las inhóspitas Islas Malvinas) quienes crudamente explicaron que las ovejas iban siendo desplazadas de manera inexorable por el avance de los guanacos, que consumen el doble de pasto que los ovinos.

Hasta hace un tiempo no había forma de aprovechar la carne o las pieles de los guanacos, por lo que los productores se limitaban a ver cómo su población de ovejas disminuía sin poder hacer algo por evitarlo. Michael comentó: “lo nuestro es administrar nuestra tierra y por lo tanto si podemos aprovechar el guanaco de manera sustentable, será bienvenido”.

Marcelino, dueño de la estancia “El Cóndor” explicó que pasó de esquilar 130.000 ovejas a 72.000 simplemente porque el campo no soporta la carga simultánea con los guanacos.

Como daño colateral está el de que los guanacos no reconocen los alambrados, por lo que los choques en la ruta con animales que se cruzan son frecuentes.

La lana de guanaco está entre las mejores del mundo

Ni fu ni fa.  La provincia de Santa Cruz autorizó una caza “deportiva” si se quiere, con múltiples requisitos para quien caza guanacos, como una forma de que se pueda aprovechar en los restaurantes de la provincia, por ejemplo. Pero no puede venderse la carne de guanaco fuera del territorio de la provincia. Conclusión, que en el mejor de los casos se podrían sacrificar 3.000 animales, que es el consumo que se puede esperar en esa provincia, lo cual frente a los potenciales 130.000 soluciona poco o nada.

Lo concreto es que el INTA considera que el territorio ovejero puede soportar una carga de 4 millones de animales. Hoy hay 2 millones.

Conclusión. La explotación sustentable del guanaco es una auténtica generadora de fuentes de trabajo a partir de la utilización de su carne procesada en frigoríficos habilitados. De la utilización de sus cueros. De la posible esquila como ya se ha conseguido hacer con las vicuñas en el Norte de nuestro país (el precio de la lana del guanaco es alto porque se considera que tiene una fineza comparable a la de cashmere).

Debería ser posible sentar a los representantes de todos los sectores. Observar lo que hizo Chile y convencernos que, como en tantas otras cosas de la vida, querer es poder. Como aclaración final: fui un temprano adherente a la Fundación Vida Silvestre, mi alma es conservacionista.

Parroquiales varios

Patagonia.net Guanacos: del problema a la solución hay un sólo paso

Parroquial I.
La gente de Cabrales viene incursionando en el mundo de las cápsulas con un producto que dice “apta para máquinas Nespresso”. Realmente un desafío de gran audacia. Ahora sacó un “Decafeinatto”, un producto que, como advertirán hasta los que no dominan el italiano, se trata de una presentación de café descafeinado para aquellos a los que la cafeína no les sienta bien. Esta variante se suma a las otras que ya tiene en el mercado que realmente cubren todos los gustos que pueda preferir un consumidor de café. Variados gustos como variadas intensidades. Sin duda que Martín Cabrales y los suyos muestran un gran coraje comercial.
Parroquiales II.
En Londres se realiza todos los años un concurso de champagnes y vinos espumosos que goza de gran prestigio. A los muchachos de Chandon Argentina se les ocurrió presentar un Brut Nature Rosé para que fuera juzgado a botella tapada con otras marcas de la misma Champagne o venidas de lugares distantes como Australia. El resultado fue que este vino no tranquilo elaborado en Mendoza fue calificado como el mejor del mundo. Así como se lee aunque luzca como una información de Ripley. Una excelente noticia.

Comentarios

LOS MAS LEIDOS EN

Simple Share Buttons