lunes 18 de junio del 2018

Patagonia

jueves 14 diciembre de 2017

Actualidad

El Gobierno Nacional reconoce deuda millonaria con petroleras

Es por el pago de subsidios del plan Gas. Lo anunció ayer el ministro de Energía en el almuerzo en Buenos Aires por el Día del Petróleo. Una parte será saldada antes de que termine el año. Aranguren, además, justificó la caída en la producción en la industria.

  • Share this on WhatsApp

Organizado como todos los años por el Instituto Argentino del Petróleo y del Gas (IAPG), se celebró ayer en Buenos Aires el almuerzo por el día del petróleo y el gas, en su aniversario 110. Como en las últimas tres ediciones, estuvo presente el ministro de Energía, Juan José Aranguren, que le puso números a la deuda que el Estado Nacional tiene con las petroleras por la falta de pago, durante todo el 2017, de los subsidios del programa Gas: se trata de 26.200 millones de pesos. El ministro, que justificó la demora en el fuerte déficit que afronta Nación, advirtió que ofrecerá a las empresas algún mecanismo para regularizar la situación, pero prefirió no adelantar aún cuál será ese camino. “Quiero darles la certeza de que el Ejecutivo va a cumplir a rajatabla sus compromisos”, dijo.

La cita tuvo lugar en lujoso Sheraton porteño y reunió a más de 600 personas, entre empresarios del sector hidrocarburífero, funcionarios nacionales y provinciales, sindicalistas y otros invitados. El ministro aparentó buen humor. Apenas arriba del escenario bromeó con el senador nacional del MPN y titular del Sindicato de Petroleros Privados de Neuquén, Río Negro y La Pampa, Guillermo Pereyra: lo felicitó por el triunfo de River en la copa Argentina.

“Reconozco que a partir de una necesidad que tenemos desde el gobierno nacional de cumplir con nuestros compromisos presupuestarios terminamos el año con una deuda con el sector de 26.200 millones de pesos que corresponde a todo el Plan Gas del año 2017, faltan pagar unas decenas de millones del 2016 que lo vamos a hacer antes del fin de año. Vamos a proponer cómo salir de esta deuda. Y queremos cumplir a rajatabla nuestro compromiso”, afirmó el ministro en su discurso.

Aranguren, que no falta al encuentro desde el inicio de su gestión, se sentó en la mesa principal junto al gobernador de Río Negro, Alberto Weretilneck, a quien agradeció su compañía. Quizás un símbolo de recomposición de una relación lastimada por el desplante de la provincia respecto a la preacordada instalación de la quinta central nuclear en Río Negro.

En una pequeña conferencia de prensa con los periodistas presentes en el almuerzo, entre los que estuvo este diario, Aranguren detalló que la deuda correspondiente al 2016 es por 85 millones de pesos, y será pagada en los próximos días. Respecto a cuándo y cómo se pagarán los 26.200 millones del 2017, respondió: “Dejen que primero tengamos la plata para hacerlo y lo vamos a resolver este problema. Es cuando nosotros podamos generar recursos suficientes y nosotros vamos a proponerle a la industria una manera de hacerlo, pero no sería bueno que se enteren por los diarios. Me parece que es mejor que se lo diga yo y ver si ellos aceptan”.

El ministro justificó la deuda en la absoluta falta de margen para ensanchar el déficit fiscal. “Esto fue un subsidio que se diseñó en la anterior administración. Es malo generar un programa cuando uno no tiene los recursos, y este programa llamado Plan Gas se generó en la Argentina en el 2013 sin contar con los recursos presupuestarios para hacer frente. Mi compromiso sí es que lo que subsidiamos nosotros a partir del 1 de enero, que es la resolución 46, lo vamos a pagar a rajatabla”, dijo.

La Resolución 46 del ministerio creó un nuevo plan de incentivos para el precio del gas que rige a partir del primero de enero de 2018. Su reglamentación, la Resolución 419, restringió el acceso al camino descendiente de precios
–que comienza en 7,5 dólares en 2018 y termina en 6 dólares en 2021– a los nuevos proyectos.

Consultado por si existe alguna posibilidad de rever, como piden las empresas del sector, las condiciones del nuevo plan de incentivos para que ingreses más proyectos, el ministro contestó: “Nosotros dijimos desde el primer momento que el Plan Gas se terminaba este año y que el nuevo incentivo para la explotación no convencional es para provocar que las empresas pasaran de la etapa piloto a la etapa desarrollo, abierto para todo aquel que esté con una concesión de explotación en su etapa piloto. Las que ya están en su etapa de desarrollo tendrá que continuar respetando el compromiso que acordaron con el gobierno provincial”.

Poco antes, frente a los centenares de empresarios, Aranguren también justificó la caída de la producción “Ha caído la producción de petróleo, ha caído la perforación, era evidente… de 84 a 55 dólares el precio del barril, ocurrió en todo el mundo. No me preocupa que eso ocurra, no hubo desabastecimiento”, afirmó y concluyó: “Hemos encontrado mecanismos para que haya una actividad nueva que reemplace a la que de repente se volvió antieconómica. Lo que me interesa es que hoy ya estamos perforando en gas más pozos que en 2016, y seguramente estaremos por encima en producción”.

Fuente: Diario Río Negro

Comentarios

LO ULTIMO DE NUESTROS COLUMNISTAS

Simple Share Buttons